LA SONRISA DEL CLARO DE LUNA

41hhrekt6vl-_sx332_bo1204203200_

Para Paul sus dos grandes amores- no humanos -eran el mar y la luna.(LALUNA)

De allí sus frases: Yo también quiero ser marinero por el primero y Mi piedra colgada del cielo de la infancia, por la segunda.

Paul Vertune nace en una familia de agricultores de la Bretaña francesa. Es el cuarto hijo del matrimonio, todos varones, pero desde su nacimiento es un niño distinto: sonrie, pase lo que pase y su sensibilidad es inusitada. Ambas: la sonrisa y su personalidad, hacen que su padre le odie desde el primer momento y comprenda, pronto, que no tiene ninguna intención de  seguir sus pasos, de seguir con las tierras, de ser, según su mentalidad, un hombre… Julien quiere estudiar y cuando crezca, ser marinero.

La historia de Paul queda narrada por él mismo en la novela, en primera persona y desde su nacimiento, con el rifi-rafe que se organiza en su casa, de recién nacido, entre el médico y el cura. Su progenitor está en el campo, no estará presente y cuándo lo haga será despectivamente: decididamente no le gusta nada ese hijo. Irá creciendo en un ambiente opresivo, dónde su padre tiene la última palabra. Sus momentos más felices los pasará con su madre y el resto de la mujeres de la aldea cuándo se reunen a lavar la ropa.

Es la segunda guerra mundial y los alemanes estarán por todas partes. Allí conoce a uno “distinto”, que le encomendará a su hija Catherine Schäfer. Esta niña será de importancia trascendental en la novela.

La infancia, adolescencia, el amor, el ejército, el matrimonio, Burdeos y el mar, las grandes travesias, la paternidad, las grandes perdidas y la vejez. Todo un recorrido vital, con una preciosa prosa. Y un hombre, Paúl,  magnífico, buen amigo, buen hijo, buen padre. Y ese retrato, el de él y del resto de los personajes de su vida, así como esa explendida naturaleza, nos serán descritos con una gran sencillez por el autor.

Con sus penas y alegrias, es la historia de una vida, de muchas realidades, que deja la sensación de que no todo es malo, de que hay muchos valores y sólo es cuestión de encontrarlos y valorarlos.

Os la recomiendo.


Reseña del editor:
Este relato une el amor con el canto a la vida a partir de la historia de Paul Vertune, un joven sensible e idealista que crece en el entorno hostil del rechazo paterno y la Francia ocupada, realidad de la que huye a través de un riquísimo mundo imaginario.
Pero el encuentro con un oficial nazi en un claro del bosque cambia por completo su horizonte. Sin renunciar al optimismo y la confianza en el ser humano, el joven parte entonces a descubrir el mundo y afrontar todo tipo de obstáculos. A partir de ahí, su periplo nos transporta de los años treinta a la actualidad, de Francia a España, pasando por Alemania y Argentina, siempre siguiendo las fases de la luna, que marcan su ritmo de vida.
Repleta de sensibilidad y optimismo, esta novela nos sumerge en una narración que deja sin respiración y que muestra cómo quizá el mal no se esconda donde esperamos.

Biografía del autor
Julien Aranda nació en Burdeos en 1982, pero creció en las Landas, donde soñaba y leía mucho frente al océano Atlántico. Sus viajes por Sudamérica, Asia y las islas Canarias han inspirado su primera novela: La sonrisa del claro de luna. Gracias al apoyo de sus lectores y reafirmado en su vocación, no ha dejado de escribir y, tras un año y medio de arduo trabajo, ha terminado su segunda obra: La Simplicité des nuages. Para saber más de Julien Aranda, puedes seguirle en Facebook: facebook.com/julien.aranda o visitar su página web: julien-aranda.com.

Anuncios

8 comentarios sobre “LA SONRISA DEL CLARO DE LUNA

  1. Una de las frases de Julien que me encanta: Y cuando las luces se apagan y la presión cae, se inspira en todo lo que hemos vivido para escribir nuevas historias …
    Feliz noche Lourdes

    Me gusta

  2. A mí me ha parecido una historia bonita, sin más. Me ha dejado que “ni fu ni fa”, es muy probable que cuando lea dos libros más me haya olvidado de esta historia. Saludos.

    Me gusta

    1. Estoy contigo en que no deja huella indeleble. Se trata de un libro que ensalza los valores humanos, y que se deja leer bien. Pero como yo digo siempre, si mientras lo lees te entretiene, misión cumplida. Saludos y gracias por comentar en este blog en “descanso”…

      Me gusta

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s